TRADUCTOR

domingo, 14 de agosto de 2011

EL CDP Y UN ATREVIMIENTO POLITICO

Por Fernando Peña

En pocos días se celebran las elecciones del Colegio Dominicano de Periodistas, seccional Santiago. Debido a las proximidades de las elecciones generales del país, los intereses personales de algunos “dirigentes” periodístico se han exacerbado, llevando a políticos y partidos a meter las narices y todas las extremidades en este proceso.

Lo lamentable es que se han dejado llevar a ese terreno por imberbes periodistas políticos, carroños, que no les poten límites éticos a sus acciones, que en el fondo solo buscan, se desviven por jugar en la arena del poder en los gobiernos de turnos.

Yo, que toda mi vida política la he desarrollado en el PRD, ejerciendo de periodista político con dignidad y principios, al lado siempre de los ideales de mi siempre recordado líder José Francisco Peña Gómez, no le hare el juego a esos carroños “dirigentes” periodísticos locales.

Si los dirigentes locales de mi partido (PRD) querían en verdad asumir una candidatura en el Colegio Dominicanos de Periodistas, Seccional Santiago, debieron convocar primero a los cuadros periodísticos y comunicacionales de aquí, para oír opiniones, acoger sugerencias y elegir un candidato de consenso.

No es correcto, ni democrático reunir para imponer, para bajar una “línea de partido”, más cuando el ideólogo de la candidatura que se asume, el periodista que la levanta y sustenta tiene vínculos, compromisos y recibes soportes económicos del gobierno.
La cosa se complejiza.

La cosa se pone más difícil aún, porque yo no permitiré que me cojan de tonto útil, me refiero a que se utilice la estructura del CDP y lo que es peor, utilizar al afiliado y los fines y propósitos loables que puedan tener sus estatutos, para proyecto personal, para jugar en la arena del poder en los gobiernos de turnos.

El joven y fogoso dirigente local del PRD, Secretario Municipal, Andrés Cueto, fue comisionado para reunirse conmigo, para que deponga mi actitud, lo que estoy diciendo aquí se lo exprese, y le agregue pruebas irrefutables de mis argumentos. Yo apuesto a un ejercicio político ético, honesto y serio en mi partido, nadie absolutamente nadie me pida que apueste o apoyo otra cosa.

Considero un atrevimiento el mandarme a decir que si no depongo mi actitud, seré excluido de los beneficios y posiciones en el próximo gobierno de mi amigo, compañero y candidato presidencial Hipólito Mejía. Si ese es el sacrificio por vivir apegado a los ideales y la conducta de honestidad, de principios de mi siempre recordado líder Peña Gómez, asume el sacrificio.

De lo que no podrán excluirme es de defender la candidatura de mi amigo presidente Hipólito Mejía, de la memoria de ética y principios resplandeciente de José Francisco Peña Gómez, y de la lucha por resurgir un PRD que a borbotones le salga la ética, la mejor forma de hacer política apegada a principios.

El ahora me exige apoyar al candidato que les dé a mis colegas periodistas algún bienestar colectivo, la terminación de la casa club, donde puedan ir con sus hijos, esposas y amigos a recrearse y disfrutar un poco. Que se ingresen a la matricula del Colegio en Santiago prestantes comunicadores, aunque sea de manara pasiva, que se reconstruyan las oficinas administrativas, que se capacite a nuestros afiliados atreves de acuerdos con las universidades, que nos vinculemos a los movimientos periodísticos a nivel del mundo, que tengamos un periódico en la red, donde se expresen todos nuestros miembros, ect.

Por último, solo espero para el CDP que cuando estén del otro lado del mostrador, en el gobierno, estos dirigentes políticos actúen de manera tan condescendiente y solidaria como lo hacen ahora que no tienen la responsabilidad de gobernar.

El autor es periodista
www.frontera25.com

No hay comentarios: